LA MUERTE DE KIRCHNER DEJA UN ESCENARIO POLÍTICO IMPREVISIBLE….

Lea tambien: “Un muerto no ayudaría en nada a la causa mapuche”
por Ana María Sanhueza (Concepción, Wallmapu – Chile)
jueves, 28 de octubre de 2010

La presidenta argentina, Cristina Fernández, con su marido, Néstor Kirchner. Reuters

Néstor Kirchner y Cristina Fernández, actual presidenta de Argentina, en 2008.

Efe
Algunos peronistas comparan la muerte del ex presidente con la de Perón. Prometen hacer piña en torno a Cristina para cumplir el ‘sueño’ de su marido.

Otros ven cómo sus aspiraciones se pueden beneficiar de la falta de liderazgo

Gionata Chatillard

Néstor Kirchner se fue como llegó: con una popularidad bajo mínimos y generando incertidumbre sobre el futuro de Argentina. En 2003 subió al poder con sólo el 22% de los votos y ahora se marcha con su reputación manchada por un escándalo de corrupción y tras una sonora derrota electoral en Buenos Aires.

En el medio, Kirchner supo liderar la recuperación económica del país tras el ‘Corralito’ de 2001, gobernando a espaldas del FMI y logrando un creciente respaldo popular que condujo al triunfo electoral de su esposa, Cristina Fernández, en 2007. Era el primer acto del primer relevo dinástico en la Casa Rosada. Todo indicaba que el segundo iba a ocurrir en 2011, cuando el hombre fuerte del Gobierno habría tenido todas las papeletas para volver al mando del país.

No será así. La muerte de Kirchner sacude la política argentina y abre escenarios hasta hace poco impensables. Aunque quizá alguien los vio venir. Las señales en ese sentido no faltaban, porque el presidente ya había sufrido en 2004 una hemorragia causada por una gastroenteritis erosiva aguda. Pero fue este mismo año cuando la situación se agravó. Antes, con una intervención de urgencia en la carótida. Y en septiembre, con una obstrucción coronaria. En ambos casos, los médicos le aconsejaron descansar, pero Kirchner continuó con un ritmo frenético su vida política.

Imagen deteriorada

Y es que el matrimonio presidencial no podía mostrar ulteriores señales de fragilidad. Ni dejar que la debilidad física se sumara a la debilidad política que la pareja arrastraba desde el fracaso electoral en las últimas legislativas. En un momento, además, en que las encuestas empezaban por fin a sonreírle y el ex presidente preparaba su regreso a la Casa Rosada.

La muerte de Kirchner deja así al país en la incertidumbre política. Es verdad que la imagen de la pareja presidencial se había deteriorado prácticamente desde el comienzo del mandato de Cristina Fernández, sobre todo debido al espectacular aumento de su patrimonio familiar y al conflicto con el sector agrícola. Pero Néstor se veía capaz de dar continuidad a su dinastía política en la cita electoral de 2011 y el ex mandatario no dejaba de ser la figura de referencia del Peronismo, el movimiento que desde hace años monopoliza la política argentina

La derecha, al acecho

Además, la imagen del también secretario general de Unasur no salió tan perjudicada como la de su esposa, pese a que muchos analistas no se cansaban de repetir que Néstor era el verdadero presidente en la sombra y que su vuelta al poder era cuestión de tiempo. Lo mismo que se dice de Vladimir Putin con respecto a Dimitri Medvedev y que se empieza a decir de Dilma Rousseff con respecto a Lula. Con la diferencia de que Kirchner y Fernández estaban casados.

Ahora todo puede pasar. Incluso que el fallecimiento de Kirchner relance las opciones de su mujer de repetir mandato, como auguran algunos de sus correligionarios. Ya hay peronistas que comparan la muerte del ex presidente con la del propio Juan Domingo Perón y hacen piña en torno a la mandataria prometiendo llevar adelante el “sueño” de su marido.

Por otro lado, no hay que olvidar que el propio movimiento en el poder está formado por varias corrientes políticas, y que algunas llevan meses votando en contra del Gobierno en el Parlamento. Así las cosas, la muerte de Kirchner no sólo abre las puertas a nuevas luchas intestinas dentro del Peronismo de cara a las próximas presidenciales, sino también cambia a tal punto el escenario político que el propio movimiento en el poder podría verse obligado a abandonar la Casa Rosada por primera vez en años. Los millonarios derechistas Francisco de Narváez y Mauricio Macri están al acecho.

ARTICULO RELACIONADO

El marido de la presidenta argentina es intervenido tras otro problema vascular

SOLEDAD GALLEGO-DÍAZ

Buenos Aires – 13/09/2010

El ex presidente Néstor Kirchner, de 60 años, se recupera satisfactoriamente de la angioplastia (intervención para evitar la obstrucción de una arteria coronaria) que se le practicó urgentemente en la madrugada del domingo en una clínica de Buenos Aires. Su esposa, la presidenta Cristina Fernández, permaneció a su lado toda la noche y abandonó el sanatorio a media mañana cuando Kirchner ya había salido de la sala de Cuidados Intensivos. Horas más tarde, el líder del Partido Justicialista recibió el alta médica. “Estoy perfecto”, aseguró, al salir de la clínica.

Muere el ex presidente argentino Néstor Kirchner

Capital: Buenos Aires. Gobierno: República. Población: 40.482 millones (est. 2008)

Los argentinos creen que se decidirá a relevar a su esposa, según las encuestas.

El hecho de que este sea el segundo episodio vascular que sufre Kirchner en menos de siete meses (en febrero tuvo un percance similar) y la posibilidad de que el político peronista vuelva a ser candidato en las elecciones presidenciales de 2011, hacen que aumente la incertidumbre sobre su estado de salud y su capacidad para desarrollar su agotadora actividad política. Según las encuestas, la mayoría de los argentinos cree que volverá a presentar su candidatura cuando acabe el mandato de Cristina Fernández, aunque los sondeos aseguran que la presidenta conserva una imagen algo más positiva que la de su marido. El último sondeo de Poliarquía, una de las empresas privadas más conocidas en el sector, coloca a la presidenta con un 36% de aceptación, mientras que su marido no rebasa el 32%.

Kirchner, que fue presidente entre 2003 y 2007, ha seguido desarrollando una intensa actividad política, hasta el extremo de que, en ocasiones, ha llegado a eclipsar a Cristina Fernández. El dirigente peronista encabezó la campaña para las legislativas de 2009, que su partido perdió, participa activa y públicamente en la gestión de su esposa. Es a él a quien se atribuye el diseño de la estrategia presidencial y de la línea de fuerte confrontación que marca la política argentina desde hace meses. Kirchner es diputado y ocupa la secretaría general de Unión de Naciones Suramericanas. Dirige personalmente la guerra contra el grupo editorial Clarín.

La prensa y la oposición mantienen por ahora un discreto silencio sobre las eventuales consecuencias políticas del nuevo episodio vascular, pero algunos recuerdan que hace pocas semanas fue el propio Kirchner quien señaló que su esposa podía acudir a un segundo mandato presidencial, previsto en la Constitución.

El marido de la actual presidenta, Crisitna Fernández, ha muerto en un hospital de El Calafate (sur de Argentina) a los 60 años de edad tras sufrir un fallo cardíaco

EL PAÍS 27/10/2010

El ex presidente argentino Néstor Kirchner ha fallecido hoy en El Calafate (sur de Argentina) a los 60 años de edad. Según informa el diario Clarín, citando fuentes médicas, el marido de la actual presidenta argentina, Cristina Fernández, ha sufrido una “descompensación cardíaca aguda” que ha obligado a su internamiento a primera hora de la mañana (hora local) en el hospital José Formenti de El Calafate, donde ha fallecido poco tiempo después.

El estado de salud de Kirchner amenaza su candidatura en 2011
Néstor Kirchner deja el hospital y asegura que está “muy bien”
Kirchner había sido operado del corazón dos veces en lo que va de año. La última, el pasado mes de septiembre, cuando los médicos le intervinieron para evitar la obstrucción de una arteria coronaria, lo que había provocado incertidumbre sobre si sería de nuevo candidato a la Presidencia en las elecciones de 2011 tal y como se presumía.

El político del Partido Justicialista ya ocupó ese cargo entre 2003 y 2007, año en que, al no poder presentarse a la reelección, le sucedió su mujer. Desde entonces, se había mantenido como presidente de su formación, además de ser diputado en el Congreso argentino y de ejercer la Secretaría General de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur).

En septiembre, fue sometido a una angioplastia (intervención para evitar la obstrucción de una arteria coronaria) que se le practicó urgentemente en una clínica de Buenos Aires y siete meses antes sufrió un primer episodio vascular.

Comunicado del PRT Santucho: ANTE LA MUERTE DE KIRCHNER

Por: PRT Santucho


Néstor Kichner falleció en el día de hoy. Con una larga trayectoria política llegó a la presidencia en el 2003, de la mano de Eduardo Duhalde. En este proceso Kirchner fue forjando la autoridad y la experiencia necesaria para mantener a flote el desvencijado barco del injusto sistema capitalista, logrando estabilizar parcialmente el escenario político luego de la crisis del 2001 y de los sucesos del 26 de junio de 2002 -que obligaron a Duhalde a convocar a elecciones anticipadas-.

El ex presidente supo, con su asunción, revitalizar el régimen de dominación y mantener una relativa recuperación económica del país. Esto último logrado a través, principalmente, de las retenciones, y después, del uso de los fondos del ANSES (conseguidos con la nacionalización). Estos fondos siempre fueron transferidos a las arcas de la burguesía local y los monopolios, con la protección cambiaria y subsidios multimillonarios. Kirchner y su esquema permitieron mantener siempre los negocios de los que más tienen. La renta agraria y el permanente aumento de la tasa de explotación de los trabajadores dieron dinero fresco para sostener el “modelo K”. Claro está, siempre endeudándose y pagando la ilegítima y fraudulenta deuda externa. Pero no pretendemos realizar un análisis económico, sino recalcar a grandes rasgos el papel fundamental del ex presidente para defender los intereses y negocios monopólicos a través de su actuación en el Estado. Ello acompañado con su intervención política certera, por su experiencia y habilidad, como diputado nacional, titular de la UNASUR y presidente del PJ. En fin, como líder, para ir generando políticas que permitieron a las clases dominantes cierta estabilidad en una situación de crisis, y principalmente, ante la actual alza en la lucha de clases.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Información de America Latina. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s